Veyser, Concesionario Oficial Kia en Huelva

Noticias

Cómo conducir seguros cuando hay niebla

Cómo conducir seguros cuando hay niebla

Las mañanas nebulosas, se convierten en esta época del año en algo común. En estos casos, normalmente, donde más lo percibimos es en las carreteras, al ser un lugar abierto y por donde transitamos con una fusión de luces de coches, señales, etc. La niebla se vuelve algo más densa impidiendo una visibilidad clara. Si en tu trayecto, te encuentras un tramo de niebla, evita sentirte tenso y cometer ciertos errores comunes que pueden suponer un peligro mayor en la carretera.

 

Lee atentamente este post y superarás estas adversidades de una manera más tranquila y segura en la carretera.

 

 

 

Extrema la precaución cuando encuentres niebla al volante


 

- Maximiza la atención. En casos como este,  debes estar más concentrado que nunca e incrementar la atención. No te confíes porque conozcas el camino, ya que, igualmente, puede ocurrir un imprevisto.

- Aminora la velocidad. Incrementar la velocidad durante una conducción con niebla para salir cuanto antes de ese tramo, es un error, ya que al correr con poca visibilidad, tendrás más posibilidades de sufrir un accidente. Combina acelerador con suaves pisadas al freno.

- Más distancia de seguridad. Al Igual que en otra situación donde las condiciones meteorológicas no son 100% favorables, debes mantener una distancia de seguridad aún mayor. No subas de velocidad y te acerques al coche de delante para conseguir mayor visibilidad ya que, si haces esto, el riesgo de colisionar incrementará.

- Procura no cambiar de carril. Ten en cuenta que, el resto de conductores, se sienten igual que tú con la mínima visibilidad y, seguramente, igual de agobiados. Por esto, procura no cambiar de carril y así, evitarás posibles accidentes.

- Uso correcto de luces. Activar las luces de largo alcance cuando invade la niebla, es una prueba que todos hacemos, pero te habrás dado cuenta de que ¡no sirve para nada! El efecto que produce es totalmente contrario a lo que pretendemos: se reflejan contra la niebla y rebota hacia nosotros, por lo que la visibilidad desciende aún más. Lo idóneo es utilizar las luces de cruce y de posición. Las luces antinieblas delanteras, se utilizan sólo si lo consideras necesario y, las luces antinieblas traseras, sólo deben utilizarse en caso de que la niebla sea verdaderamente densa ya que, si no es así, puede molestar al resto de conductores.

- Visibilidad. La niebla, desprende cierta humedad que produce una capa de agua que se va quedando en la luna de tu coche y vas perdiendo visibilidad. Para evitarlo, utiliza el limpiaparabrisas de manera periódica.

- Si quieres parar, jamás en el arcén. Si necesitas parar porque te encuentras tan inseguro/a que no eres capaz de seguir conduciendo, párate, pero nunca en el arcén. Mantente siempre alerta y, si decides detenerte, que sea en un lugar apropiado como una zona o estación de servicio que están acondicionadas para el descanso.


Durante la conducción con niebla, puedes encontrar diversos problemas, pero estos consejos te ayudarán a solventarlos. Así que, si algún día te encuentras en este apuro, aplícalos y la conducción te resultará mucho más sencilla y segura. ¡Recuérdalo! Si te inquietas y tus gestos al volante comienzan a ser anómalos, mejor para en un lugar adecuado y evita peligros mayores.

 

Desde Veyser Huelva, esperamos que estos consejos te ayuden a disfrutar de los días de niebla en tu Kia. Si tienes cualquier duda, Contacta con nosotros o ven a vernos a nuestro concesionario oficial Kia Veyser Huelva. ¡Te esperamos!